Estas son cinco de las ciudades más baratas de Europa

Europa

Ya sea para estudiar o vivir, viajar a Europa siempre está presente en la lista de sueños de jóvenes y adultos. 

Este maravilloso continente está lleno de historia, cultura, gastronomía e idiomas que a más de uno le encantaría conocer; sin embargo, indiferentemente de cuál sea nuestro motivo, la ilusión que tengamos puede colisionar con el presupuesto con el que contamos.

Esto no quiere decir que hay que renunciar a este tan justificado deseo porque hay algunas ciudad europeas que son tan deslumbrantes como los destinos más pedidos, pero mucho más económicos.

Cinco de las ciudades más baratas de Europa son:

Varsovia

La capital de Polonia quizás no sea conocida por su hermosura, pero está repleta de actividades en las que sumergirse sin gastar demasiado. Es muy popular como destino de negocios, por lo que es recomendable no alojarse en hoteles a mediados de la semana.

Otro aspecto positivo de Varsovia es su transporte público, pues es de los más baratos en comparación con otras capitales europeas.  Un taxi desde el aeropuerto hasta el lugar de hospedaje podría costar un aproximado de 9 dólares.

Esta ciudad también cuenta con una rica, y muy económica, comida tradicional e internacional para disfrutar. 

Oporto

Oporto

Aunque la capital lusa, Lisboa, siempre encabezaba la lista de las ciudades más baratas de Europa, ahora es Oporto quien representa a Portugal en este ranking.

En esta, aún con poco dinero se puede gozar de una excelente estadía. La calidad y el precio de los apartamentos en el centro están muy bien equilibrados en comparación con otras localidades de Europa. Muchos, incluso, vienen amueblados.

Por supuesto, debemos visitar una bodega y probar su delicioso vino oporto. Por persona, un recorrido por este lugar cuesta entre 10 y 20 euros.

Riga

Esta pequeña ciudad de Letonia es otra opción  muy asequible. Con amplias zonas verdes, cafés y una vida nocturna en ascenso, Riga es una de las capitales cuyos precios es mucho menor que a los de otras urbes de Europa.

Sacar la billetera a la hora de comer se nos hará muy fácil. Una cena abundante en un restaurante  puede costar entre 5 y 9 euros por persona, aunque la bebida se paga aparte.

Los precios para hospedarse en Riga varían todo el año y hay una amplía competencia, por lo que los precios pueden sorprender.

Budapest

En Europa del este tenemos a la capital de Hungría, Budapest; esta hermosa localidad vale cada centavo. Repleta de lugares históricos y con una gran actividad, nunca te aburrirás en ese lugar. Además, tanto la comida como hoteles, se ofrecen a una excelente calidad y  precios.

Un plato de comida estándar cuesta entre 5 y 15 dólares; mientras, un hotel puede estar entre 40 y 150 dólares por noche.

Estambul

Estambul

Esta fascinante y bulliciosa metrópolis está llena de maravillas que son muy económicas de probar. Comer en la calle no descuadrará en absoluto nuestro planes aunque aquellos lugares a los que los turistas siempre quieren ir (como el Palacio de Topkapi), sí exijan cantidades ligeramente elevadas.

Quedarse en un departamento es rentable. La estadía en un alberge está en 15$ aproximadamente; en un hotel o apartamento, los precios oscilan entre 40 y 100 dólares la noche.

Se el primero en comentar en "Estas son cinco de las ciudades más baratas de Europa"

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*